domingo, julio 02, 2006

¿Plácido domingo?



El finde concluye sin novedad, con ese bochorno tan típico de julio y que hace tan jodido el trabajo. Pero he tenido que currar, con dolor de corazón y propósito de enmienda. Espero que no vuelva a pasar hasta dentro de muchas semanas. El finde que viene será mejor, estoy convencido. Este cuerpo blancuzco necesita un poco de sol en la tripa (me relamo de gusto sólo pensándolo).

Tampoco he sido ajeno a la noche. Puedo confirmar, de oídas, que los bares siguen cerrando a la misma hora. El apocalipsis va a llegar.

Como una colonia de hormigas en la que surgen conductas grupales complejas a partir de conductas individuales simples, seguimos la partitura, y a mí me tocó ser el de los platillos, ¡chán! de la escuela de la percusión instintiva, sonriente y simple. Y el verano nos vuelve más simples. Y el mundial de fútbol nos vuelve más simples todavía.

En el fondo soy como un niño.

Precisamente "eres como un niño" fue lo que gritó la última mujer que me vio desnudo.

Y creo que me voy a quedar callado. Me conformo con dar un par de aullidos a la luna.

Y si encuentro el libro de cócteles, me fugo y monto el chiringuito soñado en la playa soñada.

Y me voy a insultar a mí mismo en los comentarios, así le voy dando un poco de vidilla a esto.

4 comentarios:

Alter Ego dijo...

Eres idiota. Eres un memo.

Te borro de mi lista de cumpleaños.

Quizás. dijo...

Pero cuánta mala sangre se crea los lunes por la mañana..
Pensando en un cambio de vida,hay playas en estas costas que parecen estar esperando un chiringuito con música chill, pero...cuántas tienen conexión a internet?! Recuerda, una buena carta de cókteles siempre debe incluir un Bloody Mary, aunque nadie lo pida, pero queda cosmo 100%.

HombreRevenido dijo...

La conexión a internet es vital, claro que sí. Chiringuito y blog, terapia y media.

El chiringuito tendría música chill para el atardecer a la sombra, y música grill para tostarse al sol.

Quizás, quizás no sea un cambio de vida, simpemente un principio.

La Luciérnaga dijo...

Yo quiero que alguien monte un chiringuito con música un poquito más graciosa: una mezcla de Rafaella Carrá, Leonard Cohen, bossa, Maria Callas, Frank Sinatra, Erlend Oye, Maria Jimenez, un poquito de la Joplin...

Un chiringuito diferente, digamos