lunes, abril 14, 2008

Alimentos que nos hacen decir ¡aysanantonio! - 10 - CRESTAS DE GALLO


Las crestas de gallo, dicen, son una delicatessen altamente considerada entre los gourmets franceses, los cocineros vascos y el movimiento punk británico.

Los romanos, muy dados a la comida recreativa inverosímil, fueron los precursores de este plato, que maceraban despacio porque hubo una época en la que no existía la olla express. Como os lo cuento.

El plato de la foto corresponde a unas crestas de gallo con chile que cocina un primo mío que se fue a hacer las américas y ahora tiene un restaurante en el mismísimo Nueva York, entre la Tercera y Park Avenue: Casa Mono.
Hizo fortuna y ahora ni llama ni nada.
.

16 comentarios:

Dina dijo...

No dudo que puedan estar ricas... pero, asins, en frio... aaaaaaaag, creo que mes'a quitao el "jambre" de repente

la maru dijo...

Mira que yo soy dada a comer guarrerías como caracoles, manitas de cerdo, callos, chiretas y demás, pero crestas, Aj, no sé si me atrevería. Genial este post y tu primo muy mono.

Pequeña Silvi dijo...

Puaj!

HombreRevenido dijo...

No os habréis comido cosas peores...

Dina, si están cocinadas y nadie me dice que son, creo que no les haría ascos. Pero si no, necesitaría mentalización o hambre.

Maru, entre un caracol y una cresta de gallo sólo hay una diferencia cultural, de acostumbrarse a verlo. Yo no lo sabía pero es muy habitual en el norte y en Castilla, como tapeo.

Pequeña Silvi, mmmmmm...

Pequeña Silvi dijo...

Ecks!

burbu dijo...

Sidral, nocilla, croquetas... y ahora así de repente crestas de gallo??
Qué clase de tio raro pervertido eres tú y porqué estás escribiendo en el blog de reve?

Serjuzu dijo...

¡aysanantonio!

Coincido con burbuja... Sal del cuerpo de hombrere!!!

Si sigues así, llamaré al Padre Damian Karras para que te practique un exorcismo, hombreyá

(¿Crestas de gallo tio? estas muy mal)

veget-anay-riana dijo...

Me apunto a los puaj y esck de pequeña silvi y añado bdua y otro puaj.

cardo dijo...

qué asco por diosbenditoytodoslossantos!y no se cocina también la cosa esa que les cuelga debajo del pico???!!!

Wilwarin dijo...

¿Y no piensan en los pobres gallos? porque ya me dirás tú como van a ser los amos del gallinero sin lucir cresta... ya imagino a las gallinas choteandose del pobre: tu con esas pintas no me montas ni aunque me traigas maíz de eco-cultivo!!

HombreRevenido dijo...

Pequeña Silvi, ¡glub!

Burbu, no pagues el rescate que me he escapao.

Serjuzu, os escandaliza un plato exótico y luego os coméis esas patatas fritas a la vinagreta, untáis foie-gras en las lonchas de chorizo, hacéis el guarro en los cumpleaños, bebéis mangaroca con bluetropic...

Asco si sabes lo que es, Cardo. Si no, p'a dentro.
Y es cierto, lo de debajo del pico se cocina y es más o menos igual. Dicen, vaya.

Wilarin, el gallo sin cresta acaba siendo mejor animal, más atento, más humilde. Las gallinas al principio se ríen, pero luego se quieren casar. Sobre todo si es el único del corral.

Ana arándanos dijo...

Ahora te quejas pero cuando te pidió dinero para que le ayudaras a poner el restaurante bien que hacías chistes con lo de irse a américa a jugar a ser un apache...

Te lo mereces.

Y Casa mono también.

HombreRevenido dijo...

Veget-anay-riana, onomatopeyas mil (mono-matopeyas más bien).
Para un vegetariano, la verdad, es incluso menos apetitoso. Lo comprendo.

Ana, ya sabes como son estos parientes lejanos, te burlas en la cena de nochebuena de sus sueños y ambiciones y luego no comparten su fortuna.
Me queda sentarme a esperar la herencia.

Carburo dijo...

Jode pues mira que frecuento restaurantes vascos y no lo habia oido en mi vida... dile a tu primo que me envie en un "tupper" para probarlo...

HombreRevenido dijo...

Estoy asombrado, Carburo. Una cosa es que yo no lo haya probado nunca y otra que vosotros, lectores de mundo, tampoco lo hayáis hecho.
Le diré a mi primo que mande una muestra, pero será pagando, que ese cabrón no regala nada, menudo es él, más caro que Salou.

Anónimo dijo...

hola. Estaba buscando información sobre el ácido hialurónico y vi que una fuente importante eran las crestas de gallo, me puse a buscar información sobre éstas y descubrí esta página. Veo que los comentarios no son muy a favor y tengo que decir que yo las he comido solo una vez y me encantaron (claro que quien las hizo puso una buena salsa) además resultaron divertidas porque si no recuedo mal son como el cartílago y no había quien las pinchase.