miércoles, noviembre 23, 2011

Mongarquía (1)


Cuando la cara de Juan Carlos salía en las monedas de 5 pesetas, aunque se tomara cuatro gin-tonics, se le complicara la noche y se chocara contra una puerta no se hacía tanto daño como ahora.
Era más... duro.

Jijiji
(Umm, creo que necesito ayuda)
.

6 comentarios:

pazzos dijo...

Lleva ya 20 accidentes y ninguno de trabajo.

Habrá que ampliar las puertas de la Zarzuela.

Mai Blanes dijo...

Ostras!!! Pedazo de tortazo que se ha dado el tío! Un poquito de fotochop, por favor:)
Un beso!!!

HombreRevenido dijo...

Pazzos, es un español ejemplar, siempre precavido para evitar los riesgos laborales. Tanto que no se expone nunca a ninguno.
Lo hace por nosotros.
Las hostias esquiando también han sido por nosotros.

Rudo Curtir, es un figura nueva: rey y bufón al mismo tiempo.

Lili, no hay retoque que valga. Si es campechano para una cosa que apechugue y lo sea para todo.

Timonera dijo...

Jaja, yo creo que esa cara es perfecta para crear una nueva moneda: el euro-torta. Entonces sí que seríamos la envidia de toda Europa.

HombreRevenido dijo...

Timonera, ¡¡qué gran idea!!
Una moneda que diera un poco de lástima. Así los mercados tendrían algo de compasión y todo iría mejor.

Coccinellidae. dijo...

Creo que al rey le pasa algo más gordo que un simple tropezón...se dice se comenta que está muy enfermito. Claro que como me crea todo lo que oigo...