viernes, octubre 09, 2009

Azul Rojo Magenta Verde Cyan Amarillo Blanco Negro



Qué podemos añadir a estas alturas del siglo XXI al famoso monólogo del Spectrum.
Siempre da risa, está claro. Y la seguirá dando mientras estemos ante un público de mi generación, y masculino en su mayor parte.
En fin, no os ofendáis pero un público masculino de mi generación no es el mejor público posible. Si puedo evitarlo...

Que si los juegos tardaban una eternidad en cargarse, que si el cassette tal, que si el joystick lo otro. 48 o 128 Kbs, qué poco ¿no?, da un poco de vergüencilla, ahora posiblemente tengamos esa memoria entre las uñas, de lo que se desprende al tocar un pendrive.

Yo con el Spectrum aprendí a programar (risas). Es verdad, me hacía mis dibujos y mis juegos (más risas). Aunque luego ya, con la adolescencia, dejé el ordenador apartado y me dediqué a hacerme otro tipo de juegos (risas, hipidos, barullo, indicio de ovación). Nostalgia y chistes de pajas, funcionan incluso con el público más difícil.

Yo recuerdo el Fernando Martín Basket Master.


El Match Day II, el simulador de fútbol más aclamado.


Tuve el Emilio Butragueño.


A ver qué más... el Out Run (cualquier parecido con el arcade es pura coincidencia).


Aspar GP Master, el mundo de las carreras de 125 milímetros cúbicos.


La versión doméstica del Operation Wolf.


O jugar a ser Batman, sin necesidad de máscara ni esquijama.


Ya veis, graficazos.
Antes era muy de padre decir: "ahora lo tenéis todo, antes con una peonza y una caja vacía jugábamos durante horas y no nos hacía falta nada más".
Nosotros diremos: "con un Spectrum era suficiente". Y es cierto, era suficiente. No era necesario el nivel actual de sofisticación (que no digo que no sea bueno, pero nosotros somos la prueba de que no era imprescindible).

Si habéis leído hasta aquí pensaréis, ¿a dónde quiere llegar este mono?.
Bueno, mi intención es premiaros por vuestra paciencia. Regalaros un Spectrum (sin necesidad de que tengáis que hacer la comunión). De este modo los más viciosos, estaréis entretenidos durante el puente, en lugar de estar atracando a ancianitas por las calles.

Disfrútese el link con deleite.
ZX SPECTRUM
.

2 comentarios:

Nana Nicotina dijo...

Yo no lo conocí, pero mis hermanos sí, y lo evocan con una mezcla de vergüenza, jocosidad y ternura, más o menos como tú.
A mí, qué quieres que te diga, estos gráficos, estos colores, todo ello trae lágrimas de esperanza a mis ojos descreídos [¿cualquier tiempo pasado fue, realmente, mejor?]
Seguro que algún moderno los volverá a poner de moda como fetiche kitsch.
Y entonces, adios al mito.

HombreRevenido dijo...

Tus hermanos fueron privilegiados, Nana Nicotina. Es lo bueno de recordar las felices cosas imperfectas del pasado, nos ayudan a valorar lo que tenemos.

Y la moda volverá al Spectrum, tampoco tengo dudas. A lo mejor, hoy mismo, en París o Nueva York, alguien está tomando esa decisión. Contra la crisis nada PS3, mejor algo ligerito de 8 bits.