lunes, noviembre 26, 2007

Típico post de pereza y lunes


El que incluyó la pereza entre los pecados capitales fue bastante perezoso ¿no creéis? Habiendo tantas cosas terribles en nuestra naturaleza... irse a fijar en el pecadillo más evidente y compartido de todos. Podrían haber elegido como séptimo pecado, qué sé yo, rascarse, y estaríamos perdidos. Herejes.

La pereza y los lunes (se folla poco los lunes ¿no?), son ese tandem inseparable, en aplicación biyectiva estupenda, repitiéndose para siempre jamás. ¿Qué fue antes, el lunes o la pereza?
Hay teorías, ojo, pero yo me decanto por la que dice que fue la pereza. Recordemos el Génesis (antes de Phil Collins, creo)
En el principio creó Dios el cielo y la tierra. La tierra era caos y confusión y oscuridad por encima del abismo, y un viento de Dios aleteaba por encima de las aguas.

Está claro, al principio estaba Jehová revoloteando por allí, haciéndose el remolón. Luego llegó el lunes y se sintió obligado a empezar la Creación (pero la pereza venía de antes).
¿Y a qué viene todo esto? Para empezar me estoy dando cuenta de que quería escribir un post corto y, oye, no me sale.
Por pereza recomendaré una serie de lecturas, que me evitarán decir algo ingenioso o interesante.

No hace falta que hable de la puta SGAE. Ya lo hizo él mucho mejor.

Quedan insultos en el olvido: berzotas, malandrín, funcionario... pero ninguno tan paradigmático como gilipuertas (hay que decirlo más). Ella lo cuenta tal como es la cosa.

Para qué escribir un microcuento si ella lo hace mejor. Incluso escribir.

Y cómo profundizar en las entrañas de la ilusión con mejor excusa que una carta (en el buzón de hojalata de casa, ¿os lo podéis creer?). A ella le pasó.

Y si queréis seguir leyendo a gente así de boba no os perdáis el excelente trabajo de Luis recopilando los blogs oscenos AQUÍ.

Es lunes. Si no os importa, pensad vosotros, ¿vale?.

10 comentarios:

karlos dijo...

los lunes ni tiempo tengo de de la pereza, basicamente por que todavia no se me ha pasado la caraja de el fin de semana asi que mi pereza es tal que comienza el martes.
Feliz recuperación

La gata Lola dijo...

Yo también odio los lunes, pero eso ya lo dije.
La pereza mola, pero compartida y en otras circunstancias mola más.
En fin, que deberían abolir los lunes del calendario...no son buenos para la salud.
Por cierto, si nos visitas, nuestro artículo de hoy versa sobre las monas.
Qué duro es esto de la evolución con glamour!

Spanish Johnny dijo...

Di que si hombre! Y si no mira esto:

http://www.microsiervos.com/archivo/curiosidades/lunes-de-infarto.html

Asi que nada de stress a ser posible hasta el jueves.

Y gracias.

HombreRevenido dijo...

Karlos, la resaca es una cosa muy jodida. Feliz pereza mañana. En nada es fin de semana de nuevo.

Yo siempre os visito, Gata Lola, incluso desde antes de que existiera el blog. Si no hubiera lunes no habría viernes. Así que lo comido por lo servido.

Spanish Johnny, gracias a ti. Yo ya estoy vacunado, bah, estreses de lunes... si tengo todos los días.

burbu dijo...

Pero los monos saben que día es? que crituricas más listas, redior!

HombreRevenido dijo...

Burbu, yo sé el día en el que vivo porque me lo recuerda todos los días un órgano externo que se llama: agenda.
El resto de los primates no sé cómo lo harán. Y tampoco me explico como lo consiguen saber los humanos.

Orleans dijo...

...yo pienso en aquella tarde,cuando me arrepentí de todo.
Daría,todo lo daría por estar contigo y no sentirme solo.

HombreRevenido dijo...

Bueno, Orleans, así cantado parece mejor.
Un poco de más de Pereza. También había otro grupo que se llamaba "Los Lunes".

Ana arándanos dijo...

Acabo de ver el enlace desde Technorati, es un honor viniendo de ti, hombre revenido. Pero nada de eso, sigue escribiendo que a mí hay pocos que me gusten como el jefe de la academia de chimpances. Me encantaria que tuvieras una seccion de ficcion como por ejemplo la casa de mis tildes.

Un abrazo

HombreRevenido dijo...

Ya tengo una sección de ficción (2 novelas y un puñao de relatos), Ana, pero quizás al blog le vendría bien un poco de eso también.
Un abrazo, crack