domingo, diciembre 28, 2008

Comunicado oficial

A las 11:07 de la mañana de hoy, domingo 28 de diciembre, irrumpió en las instalaciones de la Academia un grupo de individuos encapuchados (exactamente un grupo de dos, pero con bastante mala leche) que a punta de pistola secuestraron a los docentes. Por desgracia, ningún alumno ha sido retenido.

Sus reivindicaciones son sencillas. Exigen que antes del 2009 desaparezca la letra V. Amenzan con ejecutar a los prisioneros, y principalmente a mí (que es lo que realmente me preocupa).
Sus modales son rudos, ni siquiera dicen buenos días, ni dan las gracias, ni se tapan la boca para bostezar, intuyo que se trate de uno de esos comandos sociolingüistas experimentales.

Solicito que este mensaje sea transmitido a la autoridad competente. Nuestras vidas están en vuestras manos. Eso es lo que más me intranquiliza.
.

6 comentarios:

Anay dijo...

Por favor, que alguien reenvíe este comunicado a las chinas que se hacen fotos delante de monumentos con el gesto de victoria.

Dina dijo...

No sé preocupe por su integridad física, maestro, en el hipsoflauto nos ponemos a buscar la letra V

Wilwarin dijo...

Ya se lo he mandao a Superlopez y a Mortadelo y Filemón... pero cuando lleguen disimula que les he dicho que los encapuchados querían quitar la Ñ (que estando en fiestas igual me salían con aquello de que como tenemos la B...)

HombreRevenido dijo...

¡No paguéis el rescate, que me escapao!

Qué sería de las chinas sin la V (¿?), Anay. Yo me hubiera sacrificado por ellas. Eso o que tengo un poco de Síndrome de Estocolmo.

Dina, mi integridad física se verá realmente amenazada durante el cotillón de nochevieja.
Antes sólo son ensayos generales.

Wilwarin, ya verás cuando lleguen y se den cuenta de que la crisis de rehenes se ha solucionado por sí misma. En fin, les dejaremos que alardeen de que lo consiguieron ellos, sólo ellos.

karlos dijo...

La culpa es tuya por no estar en el Coso o en el Lizaran, Davici y demas como todo el mundo.

HombreRevenido dijo...

Karlos, trabajar los domingos es una de esas perversidades que nos gustan a los que ya hemos probado todos los vicios.